Tres arrogantes en un día

Ayer no escribí lo que sufrí anteayer, pero os lo ofrezco hoy. O me lo ofrezco, porque a veces pienso que escribo para ordenar mis ideas para mí, o para, al verlas sobre este “papel”, ser consciente de que estoy pensando. Como soy más bien automática, igual que la Balay, y me gobierno intuitivamente, resulto ser como un perrito que sabe escribir.

Ay, qué bien practico la falsa modestia…..¡mmmmmm, soy asquerosa!

Bueno, fuera trapalladas.

Lo serio es que anteayer, jueves, terminé el día con náuseas. Las que me produjeron tres fatuos engreídos, prepotentes, populacheros dos, y mas fino el tercero. Como sabéis a estas alturas, trabajo en informativos mierda, y mi odio no es de ahora sino de siempre. Me gusta la información, pero me gusta recibirla, masticarla y, finalmente, descreerla ( y no recibirla como el chicle ese ya salivado y con marcas de dientes que regalan los periódicos, la radio, la tele, los blogs, los rumores, el cine) y nunca hubiera pensado que iba a trabajar en esto. Me preguntan por qué estoy, entonces, en una redacción, mis jefes y los compañeros más bobones y arrogantes, me refiero a los que se esponjan la hostia sintiéndose “periodistas” (es decir, culminado cinco años de su vida con una categoría enmarcada, después de unas unas cuantas clases, no digo ni nociones, de “cartelería electoral”; “redacción de libelos”, “ortografía deficitaria”, “noleasqueespeor”, “noseastanintelectual”, “nopiseslacallequefuerahacefríofeo”, “tiraesecanutonoseaqueaprendasahacerlaO” y qué sé yo qué más majaderías someras y chiripitifláuticas).

Vaya por delante que yo no cursé esos estudios majaderos, sino otros un poco menos y que no me aprovecharon nada: Filosofíaaa! (oh, y Ciencias de la Educación, que en mi plan de estudios iba todo junto y los filósofos olvidan mencionarlo porque las ciencias esas son muy pobretonas comparadas con la metafísica australopitheca, la lógica purulentoxicoventral, la teleología comparada con la comparación, la hermene….gilda (era mi anciana vecina en Lugo) pasmosa, la ética a Nicomaconicodorofilobraga, los textos calzoncillofraternohusserliosos y la epistemomanualdeprimerosauxilios).

Me preguntan, digo, por qué estoy, entonces, en una redacción y contesto, con toda sinceridad, que porque en una panadería me pagarían menos. Con lo bien que huele el pan, y yo hurgando en la basura. Puag. Trabajando en una redacción me ha dado un dolor crónico de culo, otro de espalda y una fobia a la propaganda, perdón, al periodismo, que me repercute en el humor. Me hace más ácida,  mi yo solo sirve para hacer caipirinhas; se ha “citrificado”, acidulado, fssssfrusshfizado!

 La redacción y un compañero 

Mentira podrida. Me ha hecho más risosa, que me río hasta de los chirridos de las ruedas de mi carrito de la compra. Que fue carisísimo, pero como tengo tres hernias me recomendaron su uso.

Al grano, coño, que pareces periodista. Anteayer tuve que escuchar declaraciones, mejor dicho un discursito petulante y perfumado, un espumarajo de varondandy politicoeconómico con acento de hellomybrotherfriendneighbourwhereisthemoney: era David Camerón de la Isla, jefe de gobierno del infierno británico, nieto politicosocial de Thatcher, parece mentira que con esa cara de parvo pueda proferir tan inteligentes y fascistoides “concetos” de economía no futurista. No, porque ¡ya está aquíiiii! Sé que mi amiga Meg va a opinar que la mejor es Merkel….que es maximejor. Pues no, qué va, es otro cantito de una monedita, aunque mira, qué bien que nos diga que en España lo que nos pasa es que hemos hecho tan seguro, tan rígido, tan tieso el contrato de los jóvenes, que o lo hacemos más flexible o nos jodemos ellos y los viejitos. Ellos, porque coparán el mercado laboral: nosotros, por cojones. Que bien que lo haya dicho para que durmamos bien, soñando con la cabrona.

Dios (pfffff) sabrá perdonar mi vocabulario de hoy. Demasiado fino para lo que estoy pensando!

 ¿Por qué no te callas? Cállate por una vez y escucha al barbitas, soplagaitas! Cállateeeeeeee!!!

Si este Camerón de la Isla me inflamó con sus enseñanzas para la zona euro, con su “copiadnos a los isleños, no sigáis así, atontaos, que sus hundís en el principicio”, a la salida del trabajo me topé con un montonazo de coches ministrosos, de esos azul oscuro casi negros, en Alcalá llegando a Sol. Eso me pasa los miércoles durante el curso político, que es todo el año menos un mes escaso: que la calle es suya y me la encuentro tomada por decenas de cochazos con unos chóferes que parecen ministros y se enseñan mutuamente los pelucones y los esmarfones y los aifones que se gastan, todo de tienda y no de mantero; sus trajes, como pa investigarlos. Mejores que los de Pepiño (para mí, Blanquito siempre jamás) y los del campechano Camps, y los de los duques de Feria y Sevilla y Arriba España. ¿Y por qué estaban allí el jueves, si eso es cosa de los miércoles, cuando salen del Congreso (de currar, oh, sí)  todos esos alcaldiños de mierda, mamones de capital y variopintos desechos de la moral cutre y casera como la gaseosa misma, convertidos para cuatro años en adalides de los derechos ciudadanos gracias a la confianza por estos obsequiada o los favores por ellos debidos? 

  

Pues estaban allí siendo jueves porque los máximos mandatarios españoles y sus mandatarios menores adheridos a todas las papatorias estaban papeando con Ollanta Humala, el sublime o uno de los sublimes populistas que mandan en el mundo hispanohablante. Así lo creo después de verlo en una entrevista de 16’25” de duración exactamente (me tocó pasarla a la pizarra del minutado, o sea, pasarla a limpio para el informativo), para “mi” medio de comunicación de mofas, digo de masas. Y la entrevista con el corresponsal que seguramente la encontró muy fructífera y muy reveladora, lo fue más para mí. Me produjo náuseas. La arrogancia disfrazada de humilde peruano entregado a los peruanos, disfrazada de la humildad vestida de traje por obligación. Les encanta a todos el traje, y una vez puesto no se les queda el cerebro como lo tenían, si es que era así, sino como el de un economista ilustrado posmarxista y que dice AHORA, cabronazo, que la terminología “izquierda-derecha”, está desfasada pero no acaba de explicar cómo hay que llamar ahora a la mentira a la que ha dado lugar esta fuga de “concetos”. Oh, pues si no quieres ser de izquierdas, qué quieres ser para mantener tu estatus de totem de los pobres? Qué sinvergüenzas, qué despachos casposos (cada vez se parecen más los despachos presidenciales a los de Emilio Rodríguez Menéndez) para parecer lo que no parezca…..qué chulesco el tipo, pero dejó bien claro, eso sí, que su único rastro, cuando termine de defecar su legislatura,  quiere que sea “FUE UN BUEN PRESIDENTE”, jajajajaja, como si fuera poco y como si lo fuera a decir alguien más que su abuelita si la tiene!

                                     FOLK                                                               TRENDY AND POWERFUL

A las puertas del Casino, donde todo esto se produce, igual que lo de los miércoles, le esperaban unos peruanos de su partido, el Nacionalista, con un cacicazo al frente que les obligaba a sostener unas pancartas como del Domund pero con el toque de oficina de Información y Turismo del Perú. Familia feliz fotopintada+Machu Pichu fotografiado= supuesto nacionalismo peruano propugnado por un fatuo que va de indio en su país y de blanco liberal, aunque peruano, fuera. El cacique aleccionaba a los fans de Humala: “cuando salga el presidente nos va a querer saludar a ustedes y a mí seguro seguro, es lógico, un presidente cuando sale de su país y se encuentra a paisanos, los saluda. Entonses ustedes y yo le desimos todo lo que hemos dicho que le diríamos y blablabla…”. Tono autoritario, mirada de matar, alguna moneda en el bolsillo ganada a pulso por su servilismo enmascarado.

Y la pancartista con la que estuve hablando, (uy, qué haría yo hablando?), era también una siesa como solo saben serlo los acomplejados que te miran con superioridad en lugar de humor y retranquita. Acomplejada porque al lado de su cacique se sentía una mierda. Me interesé tanto por otras cosas que acabó preguntándome lo que a los preguntones (pero potenciales turistas) como yo les suelen preguntar los nacionalistas: “señora, ha estado usted en el Machu Pichu? ¿No? Pues tiene que ir. Parece mentira lo poco orgullosos que estamos los peruanos de todas esas cosas maravillosas que hicieron, Dios sabe cómo, nuestros antepasados y blablabla….”. Cómo decirle que yo donde había estado era en Ecuador, su rival mortal, y que me quedé un mes y me gustó muchísimo salvo por algún sieso como ella porque los hay en todas partes. Y que si voy al Perú a lo mejor en lugar de ir al Machu Pichu me voy, intrigadísima, a ese sitio, en el Pacífico, donde viven unos negros que bailan un extraño claqué en la fiesta y en el entierro, en la salud y en la enfermedad, en la cocina y en el salón, en el interior y en la calle: el zapateo. Mi estrella es (era, que se murió) Amador “Chocolate” Ballumbrosio, que dejó 15 hijos como 15 soles, también cultores del zapateo (qué bonito lo de cultor) y que están estupendos, por cierto….¡qué guapos! En fin, a Chincha me iba a ir yo, no al Machu Pichu. Esperé a que saliera Ollanta del Casino para ver cómo se lo montaba el cacique para que le obedecieran esos cinco que sostenían la pancarta y ni supieron decirme dónde tienen el local los del Partido Nacionalista del Perú en Madrid. Una que paseaba por allí pero no sostenía pancarta dijo que a lo mejor era cerca de Radio Vallekas. Bueno. Esperé, pero me fui. Estas comidas del Casino, mientras los chóferes esperan fuera con los coches encendidos, nunca he sabido por qué, se perpetúan. Humala seguro que hizo otro discurso populista no-izquierdista no-derechista ya que es más moderno que todo eso, según él mismo, y que durmió a todo el gabinete español, no sé si con Rajoy o si Rajoy estaba en Europa, o Europa en Rajoy, mientras Guindos estaba en Davos, como si en Davos se hiciera algo. Ah, sí, recuerdo que Davos es como la ONU en N.Y. y como cualquier otra junta de comunidad de vecinos: fulanito insta a ponerse de acuerdo y menganita (hoy era Lagarde, que también tiene un pasado) a hacer lo posible para hacer lo posible por aquello de hacer lo imposible. Qué gilipollas son.

El último sobradito del día, porque fue de sobrado a su comparecencia “voluntaria”, fue José Blanco I el Imputado, hijo bastardo del socialismo y, por tanto, más parecido al liberalismo que le acogió en su seno en ese partido de succionadores de la candidez del votante democrático español por la gracia de la gracia. Menuda gracia. El tipo va, entra, declara al juez, sale y declara a los medios: ¡Ja! Ya tenía yo ganas de decirle al juez qué me parecía toda esta mamarrachada, son todos culpables mientras no se demuestre lo contrario, y yo inocente de todas todas. Se va a enterar ese que me hizo ir a la gasolinera y después me denunció, pues peor sería que lo hubiera recibido en el despacho, que eso sí que es sospechoso” (supongo que con eso se refería al presidiario de la Xunta, Núñez Feixóo, Feixoo, Feixoooó?, que recibió el empresario chivato en su despacho). A Blanco recuerdo que la cocina de su primer piso de casado le costó 4 kilos (en pesetas), porque se le había antojado a su novia, y 4 kilos eran mucho. Así que pobre no era, y en esto me cabreo con los otros tipejos, los del PP, que se preguntan de dónde sacó los trajes tan elegantes y el dinero para el cole de sus hijos, uno de los cuales va con el de Rajoy, por lo que la pregunta les rebota a ellos. Otra cosa es la vivienda de Villa PSOE (la de la Illa de Arousa), pero ya dijo él que si era ilegal él era, en todo caso, una víctima, un incauto que no sabía nada. Camerón de la Isla, Ollanta y Pepiño, qué atragante. Tengo la glotis edematizada, en shock anafiláctico.

                             ¿Y a tua niños qué les cuentas ahora, parvo do carallo?

Menos mal que para curarme, y mientras todo esto derramaba en verborrea pa mis adentros, me he hecho un arroz con bacalao y berberechos que huele…..¡aaaaayyyyyymmmmmmmmmmmmmmm!

Pero no es para ahora, es para mañana, para pasado, para el otro…qué bruta soy, menudas cazolonas me cocino….bueno, me las merezco. Y todavía me caben cosas en la panza. Mientras me sirva la indumentaria de recibirme a mí misma en el salón…


Anuncios

Acerca de mividadelosotros

Repugnada por el periodismo masticable.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s