Viva la Almudena

Aquí estoy. ¿Que dónde es aquí? Pues es la Almudena, festivo en Madrid, y yo estoy trabajando. ¿Por qué? Porque mi empresa, que no parece una empresa sino una guardería, se empeña en tener poco personal después de aquellas épocas en la que RTVE tenía 14.000 personas trabajando, contando a los fósiles. Ahora creo que andamos por los 4000, y algún fósil hay (no es por la edad; nacieron fósiles), también vagos y muchos, muchos jefes.

El caso es que, esgrimiendo la conciliación familiar que esta empresa no practica, me han metido a mí en el típico embolado chantajístico: mira que si no le cambias tu horario a fulanita no puede comer con su familia en esta fiesta tan entrañable. Como a mí todas las fiestas lo que me parecen son extrañables, he picado. Es decir, una vez más, he arreglado una cosa que tenía que haber arreglado un o una jefe. Y aquí estoy, una tarde que se prevé calurosa porque el aire acondicionado a partir de mediodía es un cañón de aire tórrido y que huele a caca. Y eso que no está la jardinera que cuida las plantas de interior y que a veces les pone un abono que huele a lo mismo, pero más intenso. Un día tuvimos que evacuar la redacción, y eso que no había alarma de incendio.

Total, trabajar tenía que haber trabajado igualmente, pero en mi turnito de las 7 de la mañana, que parece muy cruel pero no. Está la gente más divertida. Son mis amiguetes, o mejor dicho amiguetas, porque aquí los hombres, hombretones y homúnculos no abundan.

Además, a las 7 vienes con el fresco mañanero, aunque yo no lo siento. Por eso me olvido siempre el abrigo en el perchero, y casi siempre con las llaves de casa en el bolsillo. Menos mal que tiene copia mi vecino, my dearest neighbourg, Kike.

Y algo de miedo debo de dar, porque nunca me han mangado ni abrigo ni chaquetón tres cuartos ni ocho cuartos. A mi amiga Olga, presentadora, se le apropiaron indebidamente de uno y no volvió a aparecer. Era de pelo de camello, lo que yo interpreté literalmente hasta bien entrada la adolescencia y sufría mucho por los camellos. Los veía, en sueños, alopécicos sobrevenidos por el desierto, la joroba al raso y la masticación convertida en tiritona.

Intento conseguir que no me vean. Me escondo detrás de este ordenador que agoniza y cuyo teclado carece de patas. Escribo inclinado, pienso retorcidamente y dejo caer el cuello hacia el lado cojo del keyboard.

A lo mejor se olvidan de que estoy aquí. Ojalá. Pero he cometido un error imperdonable: comoquiera que los de la tarde han traído una corona de la reina, un roscón que nunca había probado en mi vida, he reptado hasta sus mesas y me he zampado una piccola porción. Espero que, salvo que eructe, lo que no suelo hacer por las tardes, no recuerden mi visita.

Porque, total, para repetir todo lo que se ha contado de Berluscoño esta mañana, de la crisis griega, de la bomba iraní que tantos países tienen pero que a ninguno más se le reprocha…ah, y lo de Marta del Castillo, qué castigo. Afortunadamente, yo me dedico a lo internacional, porque aunque los relatos de la actualidad son todos mentira y pasados por el ojo-yugo de EE.UU. para que no contemos lo que estos no quieren, más burdo si cabe es el circo del suceso. ¿Qué son 4000 iraquíes muertos violentamente en aras de la paz mundial, comparados con una occidental del impecable occidente?

Están todos calladitos…yo me he vuelto transparente…no me voy a levantar ni al baño, he venido sondada para poder atarme a mi silla, maculada y nada ergonómica…tengo la pantalla regulada a una altura suficiente para tapar mi cabezón…he traído el peinado aplastado para que no se me vea ni la coronilla…ay, que están mirando hacia aquí…help…

No me han visto.

Oigoo gritos. Alguien grita: ¡Pepaaaa!!! Es el director de informativos, Frank Potente, que requiere con esa delicadeza la presencia de Pepa Bueno. ¿Por qué gritan? Dicen ellos mismos que pueden hacer lo que quieran porque tienen un “mandato del Parlamento elegido por todos los españoles”. Están locos. Mejor dicho, no lo están, no seamos roussonnianos. Eso les eximiría de culpas. Lo que son es cutremente pérfidos.

Ahí viene la editora de la tarde. Buena gente, pero sigo sin querer que me vean.

No me ha visto.

Ya me ha visto. Tengo que dedicarme a los indignados de Londres. Menos mal.

Anuncios

Acerca de mividadelosotros

Repugnada por el periodismo masticable.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Viva la Almudena

  1. hoy hice (casi lo voy a escribir con zeta q mola más…. ahí va: hoy hiZe una Panna Cotta por la first time in mi life
    resulta que hace un año o así Lucas me dijo que había comido Panacota y qeu estaba muy buena… yo busqué al receta, compré la gelatina y ahí estaba… a punto de caducar y como no soporto que se me caduquen las cosas pues me siento asquerosamente consumista (normalmente lo soy como todo dios pero no me siento así) hoy decidí que era el DIA DE LA PANACOTA, hay varias versiones pero como tenía una naranja en la nevera me inventé otra versión más y esta es “panacota a la naranja” le puse fideos de choco pa decorar y ahora, que ya pasó las tres horas de reposo reglamentario (por lo d la gelatina, ya sabes, pa q cuaje) me la voy a zampar que pa eso la hiZe
    y Lucas fue hoy, a la hora de comer, y me juró y perjuró que no sabía que era la panacota, y que jamás me había hablado de ella, que eso que había ahí, la lado de la nevera, creó que eran natillas y yo estoy segura de que si que me lo dijo y él dice que yo ya digo que me olvido de las cosas
    y a ver si me llama Ana después de que la tome y me voy a ver Melancolía de von Trier
    sigo con la Pardo Bazán, ahora leo “La Mujer Española”… todo lo que dice es verdad y parece que lo dijese ahora y no hace más de cien años

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s